Archivo de la categoría ‘Jardines de terrazas’

Terrazas sin techo

Terrazas sin techo.
Si el mobiliario está expuesto al sol, viento, lluvia, la elección está clara: aluminio. Es un material que no precisa ningún mantenimiento. Su único enemigo son los productos limpiadores del hogar, que suelen agredir su brillo. Lo mejor es el agua y una bayeta.
PRECIO: Conjunto EVORA (mesa de 70 cm y dos sillas apilables con textileno), 84,95 € en Leroy Merlin.

Decoracion de terrazas y balcones

BALCONES, ¡sácales partido!
• En las terrazas y balcones, el espacio suele escasear. Estas son algunas buenas ¡deas para duplicarlo y hacer de ellos un lugar apacible y confortable.
• En balcones, lo que mejor va son sillas y mesas plegables o apilables. Para que las plantas no estorben, ponías en las esquinas. Recuerda que las jardineras no pueden colgarse por fuera al estar prohibido por seguridad.
• En cuanto al suelo, utiliza baldosas de madera exótica: no precisan instalación, basta con colocarlas directamente en el suelo.
Zona 100% urbana.
Escoge muebles plegables, una malla de ocultación blanca y un suelo de tarima que no precisa instalación: va superpuesto.
Jardinera colgante.
PRECIO: 6,95 €.
Mobiliario de acero negro y madera tratada con aceite.
PRECIOS: Silla TÁRNO plegable, 15 € y mesa plegable, 19,95€.
Baldosas de madera tratada, 50 x 50 cm.
PRECIO: 5,95 €/u.
Barbacoa redonda.
PRECIO: 39 €. Todo de Ikea

iluminación para jardines

Instalación del sistema eléctrico enterrado.
• Las lámparas y las farolas se colocan sobre bases de piedra; los cables van enterrados, con su correspondiente manguera aislante y la reja de seguridad. Estas luminarias están conectadas en línea por lo que se encienden siempre al mismo tiempo. • Los focos retractables resultan muy prácticos; por ejemplo, son muy útiles a la hora de cortar el césped. Por otra parte, pueden también levantarse hasta alcanzarun ángulo de 80° para iluminar un arbusto, la fachada o algún detalle que se quiera destacar.
1 Las losas de piedra de 45 x 45 cm sirven de base para las lámparas y las farolas. Si las farolas pasan de 1,80 m de altura, hay que hacer las bases más amplias y los anclajes más profundos.
2 Los cables salen por ¿ un agujero hecho en el centro de la losa. Si se trata de una conexión en cascada para alimentar varios aparatos, hay que dejar espacio suficiente y cables bastante largos.
3 Lámparas fluorescentes, incandescentes o halógenas: existen modelos de exterior para todos los gustos y necesidades. La potencia máxima admisible viene señalada en la etiqueta por el fabricante.
4 Los agujeros destinados a los focos se hacen agrandando la zanja. De ésta sale la manguera naranja que protege el cableado y la reja de seguridad de plástico, fundamental para futuras intervenciones.
5 El foco se fija en la carcasa protectora mediante unos tornillos inoxidables. Estos focos suelen llevar también una pequeña llave para desmontar el cristal blindado, para cuando haya que sustituirlo.
6 Una vez instalada la carcasa en la gravilla hay que comprobar si está nivelado con el suelo. Una capa de hormigón fino (1 parte de cemento, 1 de arena y 2 de gravilla) lo mantendrá fijado en su sitio.
7 El sobrante de la reja y la manguera se cortan y el cable flexible se pasa por la cámara del foco, que asegura la impermeabilidad. Hay que dejar unos 40 cm de cable en la carcasa.
8 El foco está fijado a la carcasa mediante tres tornillos que lo sujetan firmemente, mientras que otro tomillo más nos permitirá decidir su orientación, moviéndolo sobre una cremallera regulable.
9 Con las cajas de derivación se pueden crear nuevas líneas a partir de la alimentación general. Hay que colocar un diferencial de alta sensibilidad (30 mA) para proteger los tres circuitos.
10 Para evitar proble-mas con la humedad es recomendable engrasar las conexiones de las cajas y de otras terminales para asegurar un contacto seguro y sin riesgo de oxidación.

Iluminar jardin

Aplique con detector.
• La alimentación se hace con un cuadro anexo conectado a los terminales del cuadro general de la casa.
• El aplique que va sobre la fachada está alimentado por un cable visto. La lámpara se enciende en el momento en que el sensor capta un cambio de temperatura. La duración de su iluminación es regulable, llegando hasta unos diez minutos desde el momento en que se enciende.
1 Los soportes con detector de presencia están especialmente adaptados para las entradas. Equipados con una bombilla incandescente estándar, su iluminación a plena potencia es inmediata.
2 Las ramas de los arbustos pueden impedir el buen funcionamiento del detector y provocar que la lámpara se encienda con el movimiento. Es recomendable hacer una poda y repetida cada cierto tiempo.
3 La fijación a la pared debe ser muy sólida. Después de marcar la ubicación de la lámpara hay que taladrar la pared e introducir un taco de expansión de 8 mm. El tomillo de anclaje deberá ser de 6 mm.
4 Si el cable de alimentación parte de un punto por debajo de la lámpara, es recomendable colocar el cable haciendo una curva para evitar que el agua acceda por él al interior del circuito.
5 El sistema de detección por infrarrojos es eficaz hasta una distancia de unos 10 metros. La duración de la iluminación puede regularse durante más o menos tiempo, en función de nuestras necesidades.

Jardines iluminados

La planificación, importante.
• Para evitar estropear el jardín haciendo agujeros, la distribución de las luces sigue el trazado de los caminos. El circuito “en cascada” permite alimentar varios puntos de luz a partir de un mismo cableado. El cuerpo hueco de una lámpara puede acoger sin problema una pequeña caja de derivación para establecer las conexiones necesarias a tres hilos (fase, neutro y tierra).

Iluminacion para el jardin

Iluminación para el jardin:
La iluminación exterior decora y protege las zonas de acceso y descanso del jardín. Sólo hay que planificar bien los puntos de luz y seguir al pie de la letra las normas de seguridad.
Con la llegada del buen tiempo, el uso de jardines y terrazas se prolonga hasta bien entrada la noche; las cenas y reuniones en el jardín a la luz de las estrellas y las velas son un auténtico placer. Pero si queremos ver perfectamente por dónde andamos es preciso que nuestro jardín disponga de un adecuado sistema de iluminación que, por otra parte, servirá para ahuyentar a cualquier intruso si no estamos en casa o ya nos hemos ido a dormir.
• Para el jardín de nuestro reportaje hemos elegido luces de 220 voltios: lámparas bajas y focos de luz en el césped, y farolas de 20 centímetros de altura en la terraza. También se ha instalado un aplique con detector de presencia en la entrada de la casa.
Una cuestión de seguridad
• Además de las indicaciones relativas al upo eléctrico (de I a III), los fabricantes o distribuidores de aparatos para exterior deben señalar el índice de protección (IP) de su material. La primera de las dos cifras que aparecen con las letras IP corresponde al índice de protección contra la penetración de cuerpos extraños. Estos números van del 0 al 6: el valor más alto indica la máxima protección.
• La segunda cifra, en mía escala del 0 al 9, hace referencia a la protección contra las proyecciones de agua. Un índice IP24, o incluso 25, se considera el mínimo necesario para un ambiente normal. Una tercera cifra, expresada en julios (de 0,225 a 20), indica la resistencia a los choques mecánicos: caídas de ramas, movimientos de piedras, pisadas…

Alhelí para jardines

Alhelí.
Nombre vulgar: Alhelí.
Nombre botánico: Matlhiola.
Familia: cruciferas.
Origen: Mediterráneo.
Plantación: de otoño a febrero, según la variedad.
Floración: de marzo a septiembre, según variedad.
Luz: situar en una zona que alterne sol y sombra.
Temperatura: templada, según la especie.
Riego: de regular a moderado (sin encharcar).
Suelo: siempre se deben elegir suelos bien drenados y si es posible algo alcalinos.

Decoracion de terrazas

Un rosal en la decoracion de terrazas.
• Híbridos de té: son ideales para formar grupos y obtener ramos de flores. Hay muchas variedades populares.
• Floribunda: se planta en «nipos en los jardines, pero también en macetas profundas. Miden de 40 cm a 1 m.
• Miniatura: son los rosales más pequeños, sólo llegan a 20 cm. Son perfectos para rocallas, arriates y para tiestos.
• Trepadores: para cubrir fachadas, muros y pérgolas.
• Polianta: son ideales para jardín, porque son de porte espeso y miden de 40 a 50 cm.
• De pie alto: son como arbolitos, con el tallo erecto y fino. En tiestos son muy decorativos.
• Llorones: son variantes de los anteriores, pero estos crecen en forma de cascada. Proporcionan color.